El presidente venezolano, Nicolás Maduro, espera que se abra un diálogo directo con EE.UU., en el marco de las conversaciones intervenezolanas iniciadas en México.

Desde aquí, que se abra un diálogo directo con el Gobierno de Estados Unidos, lo vamos a buscar, estoy de acuerdo, vamos a plantear en la mesa de México, la apertura de un diálogo directo con el Gobierno de EE. UU. para atender todos los asuntos bilaterales”, afirmó el lunes Maduro en una rueda de prensa con medios extranjeros, celebrada en el Palacio de Miraflores (sede del Ejecutivo).

El mandatario, que en reiteradas ocasiones ha expresado su disposición a dialogar con las autoridades estadounidenses, destacó que Venezuela está preparada para retomar el contacto con Estados Unidos, pero dijo que Washington tiene que ceder en “su arrogancia, en su odio y en su desprecio”.

Asimismo, planteó que el primer punto de la recuperación de los nexos entre Caracas y Washington podría ser el regreso de los encargados de negocios de ambos países.

“Si pusiéramos una agenda sobre la mesa, pudiéramos poner el regreso de los encargados de negocios, James Story regresaría a Caracas hacer su trabajo, y nuestro encargado de negocios regresaría a Washington, es lo mínimo”, indicó.

El mandatario venezolano ordenó la ruptura de relaciones diplomáticas con Washington en enero de 2019, luego de que la Administración de Donald Trump reconociera al opositor Juan Guaidó como presidente encargado de Venezuela.

La política exterior de Washington hacia Caracas, principalmente en la era de Trump, tuvo como eje presionar a Maduro para que este se doblegue ante los intereses del país norteamericano. En esta vía, EE.UU. recurrió a todos los métodos posibles, ya sea la imposición de embargos, amenazas bélicas e incitar actos vandálicos y desestabilizadores. De momento, con Joe Biden en la Casa Blanca no se han observado cambios.

En otra parte de sus declaraciones, Maduro instó al Gobierno estadounidense, presidido por Joe Biden, a revisar la “aplastada” y “derrotada” política de su antecesor, Donald Trump, y a levantar las sanciones impuestas contra Venezuela para que se puedan activar todos los motores económicos productivos del país bolivariano y garantizar la solución de todos los problemas que aquejan a los venezolanos.

El jefe de Estado venezolano señaló que el levantamiento inmediato de las medidas coercitivas adoptadas por Estados Unidos es una premisa fundamental para avanzar en las negociaciones con el sector más extremista de la oposición venezolana, que lidera Guaidó.

Además, denunció que la política de sanciones económicas impacta brutalmente la vida social del país y constituye un bombardeo silencioso contra la población humilde, como parte de su estrategia para un cambio de régimen en la nación sudamericana. Con todo, Maduro dejó claro Venezuela tiene las capacidades para superar los efectos negativos de las medidas coercitivas.

El presidente venezolano hizo estas afirmaciones en momentos en que su Gobierno y la oposición comenzaron la semana pasada la primera fase de las negociaciones políticas en México, donde ambos lados consensuaron un “memorando de entendimiento” que incluye varios puntos, como derechos políticos para todos, levantamiento de sanciones, restauración de derechos a activos y respeto al Estado constitucional de derecho, convivencia política y social.

(Telesur)

Aboga Venezuela por abrir un “diálogo directo” con EE.UU.
Source:
Source 1

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here